martes, 31 de mayo de 2011

Subir y bajar

Puedes quedarte en casa y construir pinochos de madera, ponerte el delantal y guisar la monotonía, estucar el aburrimiento, embaldosar el tiempo. Y también puedes traspasar los visillos de la ventana, sacudir la luz prendida en la hierba, respirar el reflejo del lago, inhalar la calma, ejercitar el esfuerzo. Puedes subir y bajar las laderas de la vida con la ilusión de descubrir nuevas vistas a cada metro. No importa alcanzar la cima. Basta con sentir el latido bajo los pies.

sábado, 28 de mayo de 2011

La gota de rocío

Sábado, muy temprano. Con gotas de rocío.



martes, 24 de mayo de 2011

Preferencias



Y qué le voy a hacer
si me falla alguna pieza
por creer que la Belleza
no se rinde ante el poder.
Prefiero amar. Luis Eduardo Aute

domingo, 22 de mayo de 2011

Lotería

Hemos ido a votar mi hijo pequeño y yo. Entre los dos hemos metido el sobre en la urna. Al salir me ha dicho:
- A ver si nos toca la lotería.
Me he aguantado la risa. Le he dicho que no era un sorteo y le he intentado explicar de qué se trataba. Le sonaba lo de elegir alcaldes y supongo que al final ha logrado relacionar las papeletas con todo ello.
He estado pensando que, después de todo, quizás sí que es como la lotería porque nunca gana mi número.

jueves, 19 de mayo de 2011

Canta y no llores, corazón

Hay pensamientos, reflexiones, voces que se guardan en los repliegues del cerebro y también en los del corazón. Van con nosotros, aunque no seamos conscientes. Aconsejándonos, jaleándonos, soriéndonos, consolándonos. Una vieja grabación puede hacer que vuelvan a sonar con nitidez y que reconozcamos en ellos nuestros propios gestos, nuestra misma esencia. Estaban ahí desde siempre y nunca nos han abandonado.




Todas las mañanitas
vuelve la aurora
y se lleva la noche
triste y traidora.
Otra vez vuelve al alma
del sol la alegría
y es su luz la esperanza
de un nuevo día.

Canta y no llores,
corazón, no llores, ¡ay!,
que la esperanza
será la aurora
de tus amores, ¡Ay!,

Canta y no llores,
corazón, no llores, ¡ay!,
volverá la aurora
y tu noche triste
se llevará.

Habanera Todas las mañanitas de  Don Gil de Alcalá.
Letra y música: Manuel Penella

domingo, 15 de mayo de 2011

Adamar

En el disco libro "Labordeta. Con la voz a cuestas" aparece la canción Adamar. El texto es un poema de Ángel Guinda adaptado y musicado por Maria José Hernández, que canta con Labordeta. Los versos de Guinda están precedidos por una cita de San Juan de la Cruz: Adamar es amar mucho.
Es una canción hermosa, emocionante, conmovedora. La escucho a menudo y hoy, además de escucharla, quiero dejarla aquí.


martes, 10 de mayo de 2011

Campañas

Me dan mucho la lata los políticos en campaña. Aunque intento rehuir de ellos, se me aparecen en cualquier curva de carretera, a lo fantasmal y en soporte valla publicitaria. O a cualquier hora en cualquier otro soporte: televisivo, digital, radiofónico... Cuando menos lo esperas, surgen sin cesar esos rostros photoshopeados que les confieren un aire más irreal -si cabe- aunque se esfuercen con poses pretendidamente sinceras. No sé qué sentido tienen las campañas y el gasto que suponen.

Desde luego tenemos derecho a saber qué haran los candidatos en el caso de llegar a gobernar en los Ayuntamientos, pero ¿no hay otro modo más sencillo, ecológico y económico de hacerlo que los carteles, los spots, los envios masivos de correo en papel...?, ¿no hay otro modo que agreda menos mi retina y mis oídos? Que si me interesa conocer los programas de cada cual, digo yo que podré acceder a ellos con un teclado y una pantalla, por ejemplo, a la hora que quiera, sin musiquillas de poco gusto y sin venta a lo teletienda, ¿no?

No quiero que intenten convencerme para conseguir mi voto con argumentos de 'tanto peso' como dar bien en la foto del cartel, o tener un eslogan pegadizo, o hablar mejor, o más alto, o más rato que el resto de candidatos en un debate, ni por ninguna otra de esas cosas que tan importantes parecen ser en las campañas. Por mí, pueden ahorrarse el gasto. En realiad, me parece obsceno que inviertan tanto dinero en ello, con la que está cayendo. No me gustan las campañas. Dan mucho mal. Me agotan.
Dejo a Drexler cantando para compensar tanto despropósito cargante, para llevar el pensamiento hacia las antípodas: hacia las cosas sinceras y de verdad. Las que hacen bien.


sábado, 7 de mayo de 2011

Vistas

Durante la excursión, la niebla no nos ha dejado contemplar el paisaje en la distancia, a pesar de la altura, pero hemos disfrutado de lo más cercano, de los detalles. Unas vistas preciosas. El audio, también: 
-Mama, yo quiero ser un pájaro y volar. Sin hacer deberes.




jueves, 5 de mayo de 2011

Piel

Llevo mi caparazón de caracol a cuestas. Con las multitareas, las multiobligaciones y los multivajes dentro. Es difícil avanzar siempre al ritmo requerido, no tropezar, no perder torpemente el paso en algún momento. Es difícil no tener algún olvido. Me resisto, sin embargo, a que un aparatito me diga con un pitido lo que yo quiero recordar. Me resisto a hacer dejación de la memoria que me queda, a ponerle ortopedia y acabar perdiéndola.  

Es difícil no llagarse en el camino cuando hay que moverse a rastras y arrastrando, intentando llegar a todas partes. He vuelto a comprobar que la membrana de la cascara del huevo alivia y cura milagrosamente las llagas y las rozaduras de la piel. Me pregunto si hay algún otro remedio casero para las que salen en la epidermis más profunda.

domingo, 1 de mayo de 2011

Poses y días

Se posa la mariposa y posa el gato. Con el buen tiempo, han tomado posiciones. Los observo (y me doy algo de asueto) entre lavadora y lavadora, ropas, tendidos, planchados, comidas, cenas, cuidados de jardín... y vuelta a empezar. Según los grandes y no tan grandes almacenes, hoy era el día de la madre. Puestos a inventarse un día, le iba más el de la marmota.