jueves, 22 de julio de 2010

Brisa marina

Ha amanecido el día menos pegajoso y sofocante. Diría que hasta se notaba correr el aire, una brisa suave que ha debido traer el mar. Los del tiempo daban nubes para todo el día, pero ya tenía pensado ir a la playa, aunque no haya sol, ni me apetezca bañarme. Sólo por volver a mirar al horizonte y sentir el aire que va y viene con las olas.